Un cuento para cada día

El 2 de abril se celebra el día internacional del Libro Infantil y para conmemorar este día desde Toysmaniatic queremos destacar la importancia de la lectura para los niños y niñas.

En nuestro día a día, incluso a los adultos nos cuesta encontrar tiempo para sumergirnos en la lectura, por ello debemos intentar enseñar a los peques lo bueno y divertido que puede resultar leer un libro.

Leyendo descubrimos nuevos mundos y conocemos a cientos de personajes de culturas diferentes. Los libros inspiran nuestra imaginación y nos ayudan a desarrollar nuestra capacidad de entendimiento, además facilitan nuestra escritura y nos enseñan a hacerlo de forma adecuada.

Por todo ello es imprescindible que los papas fomentemos la pasión por la lectura en nuestros hijos. Una de nuestras posibilidades para acometer este difícil reto es fijar una rutina diaria con los peques. Elegir un cuento para cada día y leérselo nosotros mismos cada noche antes de dormir. Poco a poco iremos despertando su curiosidad por la lectura y cuando aprendan a leer, ellos serán quienes quieran leernos las historias a nosotros.

En ABC encontramos estos diez consejos para fomentar la lectura en los niños:

—Organizarse: la desorganización puede estar reñida con la lectura. Por eso los pediatras recuerdan que es importante ayudar a los niños a organizar su tiempo y su biblioteca.

—Ser constantes: todos los días hay que reservar un tiempo para leer, en momentos relajados y con buena disposición para ello.

—Pedir consejo: es importante pedir consejo en el colegio, las bibliotecas y las librerías sobre los libros más adecuados para cada niño y cada edad.

—Escuchar: en las preguntas de los niños y los adolescentes está la clave para aprender sobre sus gustos y motivaciones

—Estimular y alentar: cualquier situación puede proporcionar motivos para llegar a los libros. Por ello recomiendan dejar siempre libros al alcance de los niños.

—Dar ejemplo: las personas adultas son un modelo de lectura para niños y jóvenes, que muchas veces los imitan; es importante leer delante de ellos.

—Respetar: los niños tienen derecho a elegir. Hay que estar pendientes de sus gustos y de cómo evolucionan.

—Proponer, no imponer: es mejor sugerir que imponer. Hay que evitar tratar la lectura como una obligación.

—Acompañar: el apoyo de la familia es necesario en todas las edades. No conviene dejar a los niños solos cuando aparentemente saben leer.

—Compartir: El hábito de la lectura se contagia leyendo junto a los niños

Recuerda que hay libros infantiles adaptados a las diferentes edades de los más pequeños. Algunos de ellos incluyen no sólo grandes dibujos para atraer la atención de los niños, sino que cubren sus páginas con diferentes texturas para mostrar un nuevo mundo a los más pequeños.

Imprimir